Menos ventas y los hábitos de consumo se rediseñan en los comercios

0
21

La inflación acumulada en los últimos meses y la consecuente pérdida de poder adquisitivo de los salarios generó una reconfiguración en los hábitos de consumo, especialmente a la hora de ir a comprar a los almacenes, supermercados o panaderías.

A pesar de la desaceleración del índice general de precios, los analistas estiman que en junio la inflación se volvió a recalentar y se ubicó en torno al 5%. En esa línea, el presidente de la Federación de Almaceneros de la provincia de Buenos Aires (FABA), Fernando Savore, indicó a que “junio fue peor que mayo” en materia de ventas.

Sobre lo que sucedió en los primeros seis meses del año, Savore explicó que recibieron aumentos “excesivos” en las listas, alquileres y tarifas eléctricas que en algunos casos se cuadriplicaron. Asimismo, el titular de FABA aseguró que durante marzo y abril las ventas “se regularon” porque los precios de los productos básicos comenzaron a bajar luego de las fuertes remarcaciones que se observaron en diciembre y principios de enero.

Sin embargo, la situación cambió en mayo y empeoró en junio. Savore -que atiende su almacén ubicado en Morón- dijo que durante el quinto y sexto mes del año el consumo cayó a partir del día quince. Esta tendencia responde a que el pico de ventas se registró entre los días 5 y 15, pero pasado ese momento, para los clientes “ya es fin de mes”.

En ese sentido, señaló que los consumidores comenzaron a volcarse hacia las terceras marcas. “Hace tiempo que muchos no compran la primera opción, sino que van a marcas pymes”, enfatizó. También empezaron a tomar impulso las “compras del día” con tarjetas de crédito.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí