.

Con ella los combatientes argentinos hicieron una procesión tras una dura batalla.

Una imagen de la Virgen de Luján que apareció en una iglesia de Inglaterra y que fuera llevada por soldados argentinos en la guerra de Malvinas tras una dura batalla, volverá a la Argentina previo paso por El Vaticano donde se realizará un acto que encabezará el Papa Francisco.

El acto se realizará el próximo 30 de octubre. Tras descubrir la presencia de la virgen comenzaron las tratativas para que vuelva al país. Del acto participará un Jorge Palacios, una excombatiente en las islas que reside en la ciudad chubutense de Comodoro Rivadavia.

La historia detrás de la figura religiosa conmueve: tras una dura batalla en la que los argentinos salvaron milagrosamente sus vidas, la Virgen de Luján fue llevada en procesión sobre suelo malvinense. Los avatares posteriores a la firma de la rendición provocaron que quedara en las islas y que terminara en una iglesia ubicada a algunos kilómetros de Londres.

Hasta que turistas argentinos la reconocieron. Y allí comenzó el camino de traerla «de nuevo a casa», algo que sucederá finalmente tras la ceremonia de restitución prevista en el Vaticano para fines de este mes.

Crearon la oficina de coordinación de veteranos de la guerra de Malvinas

«Cuando a mi me cae la bomba el 4 de mayo y nos salvamos de milagro, según el Coronel (Mohamed Alí) Seineldín fue ‘por obra y gracia de Dios y la Virgen’, y nos dijo que para el día de la virgen íbamos a hacer una misa y procesión, y que Ortiz (otro soldado) y yo íbamos a llevarla en nuestros brazos. Y así fue», relató emocionado Jorge Palacios, al sitio Adn Sur.

«Es un enorme orgullo que me haya tocado a mi, y una emoción tremenda», intenta sintetizar Palacios los sentimientos que lo invaden al saber que volverá a tocar a»la virgen que tuve en mis brazos en Malvinas el día de la Virgen de Luján, que fue el 8 de mayo».

«Jamás se me pasó por la cabeza que la tenían los ingleses. Hace un año unos argentinos que fueron a Londres entraron a la iglesia de San Miguel y San Jorge y la virgen estaba allí entronizada, y cuando preguntaron les dijeron que era la virgen del Regimiento 25», expresa visiblemente emocionado.

Y esa misma virgen, la del Regimiento 25, la que fue conmemorada en su día en las Islas Malvinas aquel 8 de mayo de 1982 y que pasó 37 años en tierra inglesa, finalmente volverá al suelo al que pertenece. Un momento significativo para muchos, pero sobre todo para los que volvieron con vida de las islas tras la guerra.

«Nuestros compañeros ya nos daban por muertos, incluso yo me despedí, pero Dios me dio otra oportunidad de vida. Quizás mi misión era repatriar esta Virgen y que ella traiga paz a nuestro país», reflexionó Palacios quien ya comenzó los preparativos y se prepara para vivir “un nuevo milagro”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here