. .

Con el objetivo de fomentar la lactancia materna y con ello la salud del niño, en muchos países del mundo se celebra desde el 1 al 7 de agosto «LA SEMANA MUNDIAL DE LA LACTANCIA MATERNA»

La lactancia materna es el estándar de oro de alimentación y nutrición del recién nacido. Considerada ideal desde el punto de vista nutricional e inmunológico, aporta todos los nutrientes para el crecimiento del bebe, es inocua y contiene anticuerpos que ayudan a proteger a los lactantes de enfermedades frecuente en la infancia como la diarrea y la neumonía.

La Organización Mundial de la Salud recomienda que se inicie la lactancia una hora después del parto, de forma exclusiva hasta los seis meses y complementada con otros tipos de alimentos hasta los dos años o más.

Además, la lactancia materna trae beneficios para la madre: reduce el riesgo de depresión posparto, ayuda a perder peso, previene el cáncer de mama, ovario, diabetes tipo dos y la anemia.

Estudios han demostrado que los bebés alimentados con leche materna obtienen mejores resultados en las pruebas de inteligencia y comportamiento en la edad adulta que los bebés alimentados con fórmula. Son menos propensos a sufrir sobrepeso u obesidad, diabetes tipo dos, colesterol alto, presión arterial, asma infantil, entre otras.

La lactancia materna crea un vínculo único entre la madre y el niño, satisfaciendo sus necesidades afectivas. Por eso debemos protegerla, fomentarla y apoyarla, desde la educación hasta medidas políticas.

Si todos los niños de 0 a 23 meses estuvieran amamantados de forma óptima, cada año se les podría salvar la vida a más de 820.000 niños de menos de 5 años.

¡La lactancia materna salva más vidas que cualquier otra intervención preventiva!

Por Lic. en Nutrición Mayra Morán

Mat: 1786

https://instagram.com/nutricion.mayramoran?igshid=1opodw1ay86ww

. . . .

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here