La expresidenta cierra la ronda de indagatorias en la causa ante Bonadio, uno de los jueces que metió preso a De Vido.

Cristina Kirchner cierra las indagatorias por la causa por presunto encubrimiento a los iraníes acusados por el atentado a la AMIA. La expresidenta se encuentra en Comodoro Py, donde presentaría un escrito ante el juez federal Claudio Bonadio. Su presentación se produce un día después de que su exministro de Planificación Julio De Vido se entregara en los tribunales federales para ser arrestado. Bonadio es, además, uno de los jueces que metió preso al exfuncionario K.

La Justicia dispuso un fuerte operativo de seguridad en la zona de los tribunales federales de Retiro. Las medidas incluyen un doble vallado de custodia y restricciones de circulación en el cuarto piso, sede del juzgado de Bonadio, donde se presentará Cristina. La expresidenta llegará al tribunal por una puerta lateral que da a la sede del Correo Argentino, como lo hizo en anteriores citaciones por otras causas.

La exmandataria está acusada de “encubrimiento agravado” a los ciudadanos iraníes prófugos por el atentado a la AMIA, en una causa que se abrió a partir de la denuncia que Alberto Nisman hizo poco antes de aparecer muerto con un disparo en la cabeza en su departamento de Puerto Madero. Su presentación fue a raíz de la firma del Memorando entre Argentina e Irán.

En su denuncia, Nisman había acusado a la ex presidenta, a su excanciller Héctor Timerman, al jefe del partido Miles Luis D’Elia y al entonces líder de Quebracho, Fernando Esteche, entre otros, de haber formado parte de un “sofisticado plan delictivo”. El objetivo de esta maniobra, según Nisman, era lograr que Interpol diera de baja las circulares rojas de captura internacional de cinco iraníes buscados por el atentado del 18 de julio de 1994 que dejó 85 muertos en Pasteur 633.

Es la tercera vez que la expresidenta declara en indagatoria ante Bonadio. Se trata del juez que ya la procesó y envió a juicio oral en la causa por la venta de dólar futuro al final de su gobierno y en otra causa penal, “Los Sauces”, como supuesta jefa de una asociación ilícita que lavó dinero ilegal obtenido en la obra pública a través de sospechosos alquileres de propiedades de su sociedad familiar a los empresarios Lázaro Báez y Cristóbal López, beneficiados por el Estado.

Fuente: TN

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here