. .

Aunque es posible que alguien disfrute la noble tarea de doblar la ropa, probablemente no sea un pasatiempo muy popular. Por esta razón, investigadores de la Universidad de Berkeley desarrollaron un robot que se encarga de este tedioso quehacer doméstico y lo realiza a una velocidad récord: 30 a 40 prendas por hora.

Ese ritmo, claramente, no parece ser algo impresionante si lo comparamos con lo que tarda una persona cualquiera en doblar una remera. Pero los autómatas anteriores conseguían plegar solamente de tres a seis prendas por hora.

Si hay máquinas que pueden lavar y secar la ropa, ¿por qué no hay una forma eficiente de automatizar el proceso de doblado? Investigadores de todo el mundo lo han estudiado a lo largo de varios años, y parece que simplemente los robots no son buenos doblando la ropa. Sin embargo, este nuevo robot está muy cerca del ideal…

Por qué los robots no son buenos doblando ropa
Las máquinas, por ahora, necesitan reglas claras para funcionar. Al enfrentarse a una pila de ropa arrugada y desordenada, les resulta difícil averiguar qué es exactamente lo que ocurre en esos montones de tela acumulados al azar y siempre de manera distinta.

Pero eso no significa que sea una tarea completamente imposible. Pieter Abbeel, profesor de la Universidad de California, pasó años enseñando a un robot a doblar una toalla, reduciendo el proceso de 20 minutos a solamente 90 segundos.

Por su parte, la empresa FoldiMate, con sede en Silicon Valley, levantó esperanzas hace un par de años cuando presentó un prototipo de su robot para doblar ropa en el Consumer Electronics Show 2019. La máquina podía doblar unas 25 prendas de ropa -excepto las pequeñas como medias y las grandes como las sábanas- en menos de cinco minutos, con un precio estimado de 980 dólares.

Sin embargo, la empresa desapareció en 2020 y su único competidor, una firma japonesa con un prototipo dotado de IA, se declaró en quiebra hace un par de años.

En resumen, la mayoría de los robots no están preparados para esta tarea. Pero un grupo internacional de investigadores afirmó que su nuevo robot podría cambiar la historia, o al menos acelerar el proceso de doblar la ropa.

Dos brazos robóticos son mejores que uno
Los desarrolladores de la Universidad de Berkeley aseguraron que gracias a la utilización de visión artificial, una red neuronal -inteligencia artificial- llamada BiManual Manipulation Network (BiMaMa-Net) y un par de brazos robóticos industriales, su robot SpeedFolding puede doblar entre 30 y 40 prendas colocadas al azar por hora, y suele terminar cada una en dos minutos con un porcentaje de éxito del 93%.

La clave del invento es un sistema bimanual que opera con brazos y lo hacen capaz de alisar y doblar una prenda arrugada a una velocidad récord para los robots.

“Doblar ropa de forma fiable y eficiente es un reto de larga data en la manipulación robótica”, expresaron los científicos que desarrollaron a SpeedFolding. La dinámica y la manera azarosa en que las prendas se arrugan hacen que el proceso sea realmente complejo para un robot. Por esta razón, el método que emplea el invento consiste en dos pasos.

En primera instancia el robot analiza la prenda arrugada mediante un “escaneo” visual para luego alisarla y presentarla desplegada en el soporte. Finalmente, el segundo paso consiste en doblar la prenda siguiendo las líneas de plegado. Todo el proceso no dura más de dos minutos. No es muy rápido, pero es lo mejor conseguido hasta ahora.

. . . . .

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here