. .

Gremios docentes de la Ciudad de Buenos Aires rechazaron este martes la decisión del gobierno porteño de volver a la presencialidad en todos los niveles escolares a partir de agosto, mientras que Ademys confirmó un paro para el próximo 2 de agosto.

PUBLICIDAD

El secretario general de este sindicato, Jorge Adaro, señaló que la huelga que sus afiliados llevarán a cabo después de las vacaciones de invierno será porque consideran que la medida ordenada por la administración de Horacio Rodríguez Larreta es “electoralista” e “irresponsable”.

El representante gremial aseguró que la vuelta sin burbujas va a generar inconvenientes en el contexto de la pandemia. “Por ejemplo, esto va a requerir que no se cumpla el distanciamiento. Por esto es que a nosotros nos parece irresponsable por parte del gobierno tomar una medida de este tipo”, afirmó Adaro.

Además, recordó que “en febrero cuando se eligió a un colectivo de pequeños grupos la cantidad de contagios en la Ciudad de Buenos Aires era de 500 por día. Hoy es de 800 y se pretende romper con las burbujas”. En este sentido, dijo que se trata de “una medida irresponsable y que difícilmente tenga el visto bueno de la comunidad educativa”.

“Nosotros ya habíamos decidido la semana pasada, antes de entrar en el receso escolar, un paro para el día lunes 2 por distintos motivos, porque nosotros seguimos insistiendo que tiene que haber un sistema bimodal”, concluyó el sindicalista en diálogo con Radio Colonia.

A su vez la secretaria general de UTE-Ctera, Angélica Graciano, también expresó su preocupación por la decisión oficial de volver a las aulas en todos los niveles educativos de la Ciudad. “Lo más grave de la medida anunciada es que afirman que no habrá distanciamiento”, enfatizó.

“Las escuelas, las aulas y los baños no están en condiciones para la vuelta a la presencialidad total”, añadió la dirigente sindical.

. . . . .

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here